jueves, 6 de junio de 2019

Marisa Otero presenta "Esa Luna"

La cantante y autora Marisa Otero presentará su tercera producción discográfica, Esa Luna, el viernes 5 de julio a las 22.30 en Hasta Trilce. La acompañarán Germán Pontoriero en bajo, Hugo Romero en guitarra, Ignacio Santos en bandoneón, Nora Siderakis en aerófonos y Pata Corbani en percusión. Además, participará en danza Silvina Villalba.

El disco abarca un amplio abanico dentro de la música popular argentina: del tango a la canción litoraleña, pasando por la zamba, la chacarera, el carnavalito y los ecos negros de las ciudades portuarias. Este recorrido se va hilvanando con un concepto sonoro personalísimo dirigido musicalmente por el bajista y compositor Germán Pontoriero, autor también de uno de los temas de la placa: “Barrio de la ribera”. La voz de Marisa pasa de un ritmo al otro con naturalidad, con frescura y reafirmando su identidad en cada uno de estos climas musicales.
En esta placa Marisa Otero profundiza su perfil autoral, con el que manifiesta su modo de ser y estar en el mundo. Esa Luna incluye varias composiciones de su autoría, como el tango “A Cadícamo”-con letra de Joaquín Rubira-, la canción litoraleña “Esa Luna”, el carnavalito “Eva ave” –con letra de Alfredo Luis Fernández-, la zamba “Mi voz” y “Milonga de los comienzos”.
Además, el trabajo recorre temas consagrados del cancionero popular argentino como “Barro tal vez” de Luis Alberto Spinetta, el tango “Tú” de Dames y Contursi o “Jangadero” de Jaime Dávalos.

martes, 28 de mayo de 2019

Luis César Amadori

Luis César Amadori fue una notable e insoslayable figura de la época dorada del cine, teatro y del tango argentino. Nacido en Italia emigró a los 5 años a Argentina. Comenzó sus estudios en una escuela primaria de Villa Ballester e hizo el bachillerato en el Colegio De La Salle Buenos Aires. Cursó sus estudios universitarios de medicina en Córdoba en 1918, si bien los abandonó en favor de su vocación de escritor y adaptador de comedias francesas.
Fue elegido por Walt Disney para dirigir el doblaje al español de 4 de sus propios filmes, Fantasía, Pinocho, Dumbo y Bambi; el director de fotografía de su película Madreselva fue el húngaro John Alton, quien luego desarrolló su carrera en Hollywood. Como guionista cinematográfico utilizó el seudónimo de Gabriel Peña, como autor de revistas musicales el de Leo Carter; sus íntimos lo llamaban Gino.
La dictadura Militar de 1955 decretó la proscripción del peronismo y de todo aquello que lo refiriese, por lo que, con cargos ficticios fue apresado junto con otros como Hugo del Carril y Atilio Mentasti.​En 1955 emigró a España debido al golpe de Estado contra Juan Perón que instauró la auto-denominada Revolución Libertadora y comenzó a perseguirlo por sus ideas políticas. Se convirtió así en una de las figuras de la dirección en el cine español de los 50 y los 60, sobre todo de corte histórico.
Se inició con Ivo Pelay para estrenar en el Teatro Nuevo una adaptación francesa titulado Un buen muchacho. Luego pasó al Teatro Comedia y, finalmente, se desempeñó por largo tiempo como empresario del Teatro Maipo ( en 1940 compra la sala) donde montó decenas de espectáculos de revista. Incursionó también en el teatro lírico.
Fue directivo de Argentores y ejerció la crítica musical en más de 150 piezas teatrales y varios libros cinematográficos.
Tuvo su único hijo varón Luis Alberto Amadori, quien tuvo junto a la célebre actriz de cine Zully Moreno (1920-1999), casado desde 1947. Murió en su domicilio en Buenos Aires el 5 de junio de 1977 a los 75 años.

martes, 14 de mayo de 2019

Alfredo Gobbi "el violín romántico del tango"


Aunque también eximio pianista, Alfredo Gobbi (14-05-1912/21-05-1965) dejó su marca como "el violín romántico del tango", a través de una trayectoria que lo ubicó entre los más distinguidos hacedores del género, ya integrando en sus inicios diversas agrupaciones, ya encabezando conjunto propio en presentaciones radiofónicas, escenarios de la noche porteña o incursión en sellos grabadores.

 Dueño de un estilo propio, decididamente consustanciado con muy sutiles y delicados matices --nada más acertado que el apodo de romántico para su instrumento-- Gobbi fue arreglador, director e intérprete en sus conjuntos, amén de dejar marcada influencia en los que le tocó integrar junto a su amigo Orlando Goñi, con Roberto Firpo, Juan Maglio o cuando llegó a la recordada orquesta de Vardaro-Pugliese, acoplándose en igual nivel de protagonismo con los bandoneones de Ciriaco Ortiz y Aníbal Troilo.
Nacido en París, mientras sus padres eran destacadas figuras de varieté, su niñez transcurrió en la barriada de Villa Ortuzar, donde inició sus estudios musicales.
El gran respaldo a sus atributos le llegó pisando los treinta años, al debutar con su conjunto en la distinguida boite "Sans Souci", para poco después ver abiertas las puertas de Radio El Mundo y de la Víctor, para la que grabó más de setenta composiciones.
En 1942, formó su primera gran orquesta. Debutó en el cabaret Sans Souci. Integrantes: Alfredo Gobbi, Bernardo Germino, Antonio Blanco (violines), Deolindo Cazaux, Edelmiro D'Amario, Mario Demarco y Tito Rodríguez (bandoneones), Olivero Pro (piano), Juan José Fantín (contrabajo) y Pablo Lozano y Walter Cabral (vocalistas).
De 1947 a 1958, llegó al disco para el sello Victor y sus últimas grabaciones fueron para el sello Orfeo (1958). Con diversos cambios, los músicos más destacados que integraron su orquesta fueron: Eduardo Salgado, Ariol Gessaghi, Hugo Baralis, Miguel Silvestri, Osvaldo Monterde (violines); Mario Demarco, Luis Maggiolo, Osvaldo Piro, Emilio Nurié, Alberto Garralda, Eduardo Rovira (bandoneones); Normando Lazara, César Zagnoli, Ernesto Romero, Lalo Benítez, Osvaldo Tarantino (pianos); Osvaldo Monteleone, Alcides Rossi, Ramón Dos Santos, José Díaz, Fernando Romano (contrabajos). Los vocalistas: Carlos Heredia, Hugo Soler, Héctor Maciel, Ángel Díaz, Héctor Coral, Jorge Maciel, Carlos Almada, Tito Landó, Alfredo Del Río, Mario Beltrán y Carlos Yanel. Al igual que en los casos de Osvaldo Fresedo o Aníbal Troilo --por buscar comparaciones de parecido esmero musical--, su perfil instrumental se tornó inconfundible, a la par que su nombre ganaba respeto y admiración pero, por sobre todo, enorme cariño de parte de muchos de sus colegas.
Troilo le dedicó uno de sus más destacados temas instrumentales, Milonguero triste; Eduardo Rovira (otro grande del tango) le dedicó El engobbiado y Astor Piazzolla, una no muy difundida creación titulada Retrato de Alfredo Gobbi.
No fue menos importante su condición de compositor, un rasgo que comenzó a distiguirlo desde temprana edad con Perro fiel, Muguette, Desvelos, De punta y hacha y Cavilando. Ya en el esplendor de su quehacer, agregaría títulos como Orlando Goñi, El andariego y Camandulaje. Ciertamente, todas creaciones de muy singular belleza, aunque --justo es reclamarlo-- tienen por estos tiempos tan escasa difusión, que corren el riesgo de caer en el olvido.
Corta vida la de Alfredo Gobbi, ya que partió apenas cumplidos sus 53 años. Y con él, una enorme porción del tango romántico.

miércoles, 17 de abril de 2019

Cine, historia y música popular en el aniversario de Bahía Blanca

El Aniversario N° 191 de la ciudad tuvo en su programación dos actividades del Ciclo Bahía Blanca NO Olvida que, bajo producción de José Valle, acercaron cine nacional, música romántica popular, historia de la fundación de “La Bahía” y tango a la grilla de los festejos oficiales.

El jueves 11 a las 17 hs en el Centro Cultural de la Cooperativa Obrera se inauguró la sexta temporada de “Historia y tango en el cine” con un homenaje al cantante, autor y actor Mario Clavell proyectando la película “El ladrón canta boleros” de Enrique Cahen Salaberry, con guión de Losio Waza y Daniel Palomero según un argumento de Ariel Cortazzo. La exquisita comedia fue presentada por José Valle quien recibió a una nutrida platea de cinéfilos fieles a los largometrajes argentinos que se suceden en pantalla grande desde hace años sin defraudarlos, y se refirió a la carrera del conocido artista que llegó a trabajar con el productor en alguna oportunidad.

Entre risas, recuerdos y comentarios, culminó la sesión de cine con la promesa de volver cada mes hasta fin de año.
El viernes 12 desde las 19,30 hs la cita fue con la palabra y el tango en el histórico Café Miravalles. César Puliáfito ofreció la charla “La Bahía, una fundación estratégica” manteniendo absorto al público que, guardando respetuoso silencio, siguió la historia de la fundación de Bahía Blanca y las imágenes proyectadas por casi una hora, sin dejar de participar con preguntas y acotaciones interesantes.

El historiador de la ciudad cautivó a los sorprendidos escuchas con las vicisitudes y curiosidades de la campaña despertando numerosas inquietudes que seguramente serán motivo de otro encuentro.
La apertura y el cierre de la jornada tuvieron como protagonista al cantante Santiago Pérez que brindó tradicionales tangos acompañados de sentidos recitados.
Un centenar de bahienses acompañaron esta fiesta de la ciudad, involucrándose con las raíces de Bahía Blanca en un sitio que hasta por su ubicación geográfica, su servicio, sus paredes y su mobiliario, habla de la historia bahiense

viernes, 5 de abril de 2019

Murió Alberto Cortez, el poeta de las cosas simples

Murió el cantautor Alberto Cortez a los 79 años. El músico argentino vivía en España y había sido internado de urgencia el miércoles pasado en el Hospital Universitario HM Puerta del Sur, en Móstoles, a las afueras de Madrid.
La Asociación Argentina de Actores anunció la triste noticia a través de las redes sociales: "Lamentamos el fallecimiento del cantante y compositor argentino Alberto Cortez. Nuestras condolencias a sus familiares, amigos y a la comunidad musical".
Nacido en La Pampa, su verdadero nombre era José Alberto García Gallo. Cantó con grandes músicos y colegas, entre ellos Facundo Cabral. Con quien fuera su gran amigo hizo durante años el show Lo Cortez no quita lo Cabral y luego Cortezías y Cabralidades, además de varios discos homónimos.
También grabó el álbum En un rincón del alma, con Estela Raval. Con Mercedes Sosa hizo el tema "Distancia", y musicalizó las canciones "Retrato" y "Las moscas", con letra de los poemas de Antonio Machado, para un disco de Joan Manuel Serrat.
Desde muy chico fue un apasionado de la música. A los seis años aprendió a tocar el piano, a los 12 compuso su primer tema, "Un cigarrillo, la lluvia y tú", y a los 21 grabó su primer disco en Amberes, Bélgica, Welcome to the Latin Club.
Sus canciones no solo estaban inspiradas en las cosas simples de la vida, sino también en su mujer, Renée Govaert. Se conocieron en Bélgica, donde se casaron el 2 de junio de 1964, y al otro día se fueron a vivir a Madrid. "Ella está en todas mis canciones, es la musa que me llevó a vivir todo esto", dijo alguna vez Cortez, eterno enamorado de su compañera.
En 1996, durante una temporada de verano en Mar del Plata, sufrió un ACV y debió ser operado por una obstrucción de carótida. Las secuelas lo alejaron de su guitarra, pero no de la música, y ese mismo año volvió a presentarse ante el público, en un escenario de Quito. Así siguió, siempre sobre el escenario a pesar de sus problemas de salud. Hasta que este jueves se encontró con la eternidad: sus canciones jamás serán olvidadas…

viernes, 22 de marzo de 2019

Héctor Bates

Autor radioteatral, periodista y compositor. Fue de los mejores en escribir novelas para el micrófono, en cuya labor se constituyó por más de un cuarto de siglo en el más popular.
En el recuerdo de mucha gente perdurarán títulos cómo La mazorquera de San Telmo, La vendetta, Virgen y madre, El sepulcro de los vivos, ¿Dónde está mi hijo?, La voz de la sangre, Genoveva de Bravante, María de los Dolores, La pasión de Nuestro Señor Jesucristo, Montescos y Capuletos, Santa Lucía, El casamiento del diablo, La loca del conventillo, Perdonar es divino, Arreando amores y penas... Allá va el Tape Lucena, Soy del 900, Después de Dios, mi madre, La Galleguita y el Porteño, Mate Cosido el romántico bandolero, Santos Vega no ha muerto, con algunos escritos en colaboración con Margarita P. de Torres y Héctor Rodríguez, que una vez popularizados por radiofonía, con su compañía los representó en distintos teatros de la capital y del interior.
Deben haber llegado al centenar las obras que escribió para el radioteatro, actividad que le dio renombre en el público argentino, y de países vecinos, siendo por ello muy cotizada su labor autoral. Fue Virgen y madre su primera novela, estrenada por Radio del Pueblo, en 1937, con Carmelo Santiago de colaborador.
Con su primo hermano Luis Bates dio a publicidad el libro La Historia del Tango: sus autores, año 1936, trabajo que refleja la vida musical de los principales compositores del tango y donde acuden los que quieren conseguir datos sobre nuestra música ciudadana. El libro fue un compendio de reportajes que por distintas radioemisoras y la revista Antena realizaban ambos a populares figuras tanguísticas.
Varias canciones le pertenecen, casi todas valses americanoshechos en colaboración con su hermano: “Clyde”, “Ibis”, “El regreso”, “Una canción de cuna”, “El último vals”, “¿Por qué cierras los ojos cuando besas?” y entre algunos más el famoso “Nelly [b]”, que grabaran Carlos Gardel, Francisco Canaro, Ignacio Corsini y otros intérpretes.
Como radioaficionado fundó una estación en 1923 y en 1930, la productora cinematográfica Sacha Manzanera (que después fue S.I.D.E.) con la que realizó dos documentales y la titulada Canción de cuna.
Tuvo orquesta típica en 1936 por radio. Fue múltiple dentro de la actividad artística y cultural. Actuó en Brasil y Uruguay. Hizo periodismo por diarios y periódicos diversos.
En el citado libro y revistas como Antena, ¡Aquí está!, Leoplán y otras elogió siempre a su amigo Carlos Gardel a quien conocía del ambiente desde 1926.
La actriz y cantante Mercedes Carné fue su asidua colaboradora en películas, radios y canto.
Héctor Bates nació en Mendoza el 22 de marzo de 1894 y falleció en Buenos Aires el 23 de junio de 1964.

miércoles, 6 de marzo de 2019

Se viene el Festival en homenaje a Enrique Santos Discépolo en Bahía Blanca

El Festival Nacional de Tango Itinerante DISCEPOLIN, dirigido por el escritor y productor cultural José Valle, que se desarrolla en distintas ciudades de nuestro país teniendo como misión difundir el tango en todas sus expresiones, la vida y la obra del gran ENRIQUE SANTOS DISCEPOLO, se realizará en la ciudad de Bahía Blanca del 14 al 16 del mes de marzo.
Los distintos eventos contemplan conferencias, debates, proyección de documentales y películas, presentación de libros, milongas, shows, espectáculos educativos de entretenimiento para chicos y reconocimientos a personalidades de la cultura nacional y popular.
El primer festival se desarrolló del 8 al 10 de enero de 2016 en la ciudad bonaerense de Villa Gesell. La programación de cada edición se nutre de artistas invitados y locales para realzar la esencia y los valores culturales de la ciudad anfitriona. En todos los casos se realizan actividades varias para incluir públicos diferentes.
Se programaron los siguientes eventos:
Jueves 14 a las 16hs en el Centro Cultural de la Cooperativa Obrera (Zelarrayán 560) con la proyección de la película “El Hincha” de Manuel Romero, con guion del propio Romero, Julio Porter y el conocido autor de tangos Enrique Santos Discépolo, quien es también el protagonista. La misma fue estrenada el 13 de abril de 1951, en el cine Ocean de Buenos Aires y fue el último trabajo cinematográfico del actor, autor y compositor de tangos.
El 15 de marzo a las 19.30 hs en el Café Miravalles (Av. Cerri 777) Norman Fernández y José Valle darán la charla "Discepolín, más vigente que nunca" con la participación musical de Juan Carlos Deambrosi. La entrada será libre y gratuita
Gaby
El sábado 16 de marzo, a las 21,30 hs en el Café Histórico de Bahía Blanca (Av Colón 602), se presentará el espectáculo “Mis horas sin fin”. En el mismo, Gaby “La voz sensual del tango” relatará la historia y anécdotas más jugosas de la vida del genio Enrique Santos Discépolo e interpretará sus populares obras.